No perder el rumbo…


Navegamos en océanos impredecibles, que en ocasiones nos sacuden con sus tempestades, meses sin ver tierra firme… Con su inmensidad es fácil perdernos, tener alucinaciones, querer entregarse a la desesperanza cuando parece no tener fin. Noches frías y días calurosos.

Y en toda la desesperanza, miramos al cielo, recordamos que a pesar de todo, tenemos forma de corregir el curso, de saber hacia donde vamos aunque no tengamos todo el control que quisiéramos. Porque así es esto, a veces tenemos la fortuna de dictar la dirección, otras solo nos toca seguir las corrientes hasta que podamos/debamos llegar a donde queremos, utilizar todos los recursos a nuestra disposición.

Gracias por ser y estar, mi estrella favorita.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s