Alien.


Reflexionando sobre algunas cosas que han sucedido en las últimas semanas en el trabajo, creo que por fin puedo ver que está pasando.

Lo cierto, es que sutilmente uno comienza a olvidar ciertas cosas que te diferencian del resto, sobre todo cuando alcanzas la tan odiosa zona de confort –eso ya lo sabemos-, pero no es nada trivial, en verdad, comienzas por dejar de hacer algunas cosas, o por hacer otras que no necesariamente te son de utilidad o aportan algo nuevo a tus actividades, y pum!, cuando ves, estás rodando montaña abajo siendo la bola de nieve que amenaza a tus aldeanos.

No soy de los que creen en que las vacaciones son necesarias para reflexionar o tener epifanías, de hecho, tomando en cuenta como está el mundo actualmente, he desarrollado ciertas reservas al “ocio”, simplemente cambias de una rutina a otra. Pero bueno, eso creo yo, aunque en este caso, esta “semana santa” –o al menos su último día- sirvió para lanzar una vengala al futuro y tratar de construir un sendero para llegar a ella.

Todos corremos el riesgo de alienarnos, como dije no es trivial, pero es bueno tenerlo en mente para que, de vez en cuando echemos una mirada para ver en donde estamos parados y sobre todo, decidir si es donde queremos estar realmente.

La hormiga sabia recomienda: Fuerza G (Wikipedia)

¡Vamos de nuevo!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s